Uñero - Onicocriptosis

Uñero

Un uñero ( onicocriptosis o uña encarnada) ocurre cuando la esquina o parte lateral de la uña del pie crece hacia adentro de la piel. Suele darse en el dedo gordo del pie.

Síntomas

Los síntomas incluyen:

  1. Dolor
  2. Enrojecimiento
  3. Hinchazón .

Diagnóstico

Tu dermatólogo puede hacer el diagnóstico mediante una historia clínica y un examen visual

Tratamiento

El tratamiento de las uñeros depende de la gravedad de la afección. Las medidas conservadoras son generalmente apropiadas para lesiones leves a moderadas. Por otro lado, las uñas encarnadas severas o recurrentes generalmente requieren un abordaje quirúrgico.

Medidas generales 

Tu dermatólogo te brindará información sobre el corte adecuado de las uñas. Se debe permitir que la placa ungueal lateral crezca mucho más allá del pliegue ungueal lateral antes de recortarla horizontalmente. 

Las medidas generales apropiadas incluyen:

  1. Remojar el pie afectado en agua tibia y jabón durante 10 a 20 minutos tres veces al día durante una o dos semanas, empujando el pliegue ungueal lateral lejos de la placa ungueal
  2. Un corticosteroide tópico de potencia alta se puede aplicar después del remojo para reducir la inflamación.

Uña Encarnada Moderada o Severa  

Las lesiones graves se manifiestan con importante eritema , hinchazón, y descarga de pus. El abordaje quirúrgico conocido como matricectómía es la mejor opción.

Uña Encarnada Recurrente  

Para los individuos que padecen uñeros recurrentes, se debe considar la ablación permanente de la porción lateral de la matriz ungueal. Esto se logra mejor con la combinación de escisión parcial de la placa ungueal más ablación con fenol (matricectomía química).

Para realizar el procedimiento, se realiza la avulsión quirúrgica de la uña lateral afectada antes de la aplicación de fenol al 88% o ácido tricloroacético al 100% . La porción central y lateral no afectadas  de la uña generalmente se dejan en su lugar. Se debe discutir con el paciente la posibilidad de un recrecimiento parcial, incluidas las espículas ungueales.

La ablación quirúrgica con electrocauterio, radiofrecuencia o láser de dióxido de carbono son alternativas a la destrucción de la matriz ungueal con fenol.

 

Temas relacionados

Abrir chat